II FORO NUESTRA SEÑORA DEL VALLE Isla de Margarita, 28 de septiembre de 2016 . Memorias

Memorias del Foro. Registro Abierto. España, Karla (2016)

II FORO DE LA VIRGEN DEL VALLE

 En la Universidad Corporativa Sigo, el 28 de septiembre de 2016, se realizó el II Foro Nuestra Señora del Valle. Una iniciativa del Profesor Pablo Ramírez (+), que inició en una coordinación conjunta entre la Academia de la Historia Regional y el Centro de Estudio y Difusión de la Música Neoespartana, desarrollado en las instalaciones de la Corporativa Sigo.

Los fundamentos iniciales del Foro Nuestra Señora del Valle, se inspiraron en el reconocimiento de que la Virgen del  Valle está entronizada en lo más profundo del alma de los neoespartanos creyentes, para quienes representa un sentimiento de paz y de amor, además de la protección continúa en cada acción o camino que emprendemos. Conocer sobre su historia y buscar como sociedad organizada, respuestas a tantas preguntas que surgen de las singularidades propias de su devoción, hacen del Foro, un espacio propicio de reflexión profunda, académica, reflexiva, autocrítica y profundamente Mariana. ¿Cuándo llegó?, ¿De quién es? Son preguntas que históricamente se ha planteado su pueblo devoto y que desde este Foro se intenta al menos hacer resonar en las curiosas manos de historiadores, cultores, académicos, de modo de continuar lo que ha sido la construcción colectiva de un proceso de fe afianzado en torno a la imagen de Nuestra Señora del valle del Espíritu santo.

Participaron en la organización de esta II Edición: la Academia de la Historia del Estado Nueva Esparta;  el Centro de Estudio y Difusión de la Música Neoespartana la Universidad Corporativa SIGO y como patrocinante, el Diario Sol de Margarita

 Desde el Foro, las instituciones organizadoras, plantearon  generar un espacio de reflexión y aporte de conocimientos sobre los orígenes, la cronología, el nombre y otras manifestaciones religiosas y culturales favoreciendo el proceso de  socialización del conocimiento popular en torno a la Virgen del Valle .

PROGRAMACIÓN

HORA TÍTULO DE LA PONENCIA PONENTE
2:00 – 2:05 Palabras de inicio Foro Nuestra Señora del Valle Verni Salazar.

Director del  Foro

2:05 – 2:10 Palabras a cargo de la Universidad Corporativa SIGO. Dunia de Barnolla.

Directora UCS

2:15 – 2:30 La Iglesia Charaima, la de Pueblo de la Mar y Nuestra Señora del Valle. Autor: Héctor Granados(+)

Expositor: Verni Salazar

2:35 – 2:50 Los Milagros de la Virgen del Valle en tierra firme José Gregorio Figueroa
2:55 – 3:10 Escultura Virgen del Valle Monumental Augusto Acosta
3:15 – 3:30 La Virgen del Valle de los Guaiqueríes. Francys Vásquez
3:35 – 3:50 ESPACIO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS
3:55 – 4:10 Los del Valle: Una oración musical en honor a la Virgen del Valle. José Mota y Pedro Ernández

 

4:15 – 4:30 El Templo Votivo de la Virgen del Valle Eduardo Hernández y otros
4:35 – 4:50 El Camino Guaiquerí a la Virgen del Valle Petrica Aguilera
4:55 – 5:10 Cuando la Virgen del Valle se hizo poesía Luis Velásquez
5:15 – 5:30 Virgen del Valle: Convergencia y Certidumbre de nuestra identidad Verni Salazar
5:30 – 5:45 ESPACIO DE PREGUNTAS Y RESPUESTAS

La Iglesia Charaima, la de pueblo de la mar y Nuestra Señora del Valle.  

Autor: Héctor Granados(+) Expositor: Verni Salazar

Verni Salazar inicia su presentación explicando que la misma había sido propuesta por Héctor Granados (Fallecido), para su presentación en el Foro de la Virgen del Valle que había sido previsto para realizarse en el año 2014. Indicó que esa edición no tuvo lugar, por lo que quedó en manos del Comité Académico del Foro de Nuestra señora del Valle, encontrar un mecanismo de comunicación de esa información en alguna edición siguiente.

A lo largo de la presentación, Salazar hizo lectura de los principales hechos investigados por Granados, entre los cuales inició destacando los rasgos particulares del proceso de evangelización en la isla de Margarita.

Basado en documentos contenidos en la Capitulación, Granados mostraba evidencias del inicio de la evangelización dentro del año 1525, en documentos que comprueban instrucciones precisas de la designación de clérigos y la disposición de los insumos necesarios para llevar a cabo de manera obligatoria, las misas de rigor. Granados presenta en su propuesta de ponencia, evidencias de confirmación de este proceso de evangelización, correspondientes al año 1527 se aprueba en Consejo de Indias, el traslado de los “santos sacramentos” que serían requeridos en la isla de Margarita para la administración del culto. Se muestran también evidencias  de la preocupación por la inexistencia de una Iglesia que datan del 1532 al 1535, en virtud de que se reportara la construcción de un “pueblo junto al mar”, denominado para esa fecha “Villa del Espíritu santo” en otras piezas de su ponencia, Hector Granados presentaba evidencias de la existencia de que tanto en Cubagua como en Margarita, había sido fundado un “Pueblo en el valle de Charayma”. A comienzos del 1536 se reportan evidencias del inicio de la construcción de la iglesia, dedicada en su primer momento: a la Asunción de la Beatísima Virgen María.”                  (Hno. Nectario María). Granados aporta evidencias de que para 1º945, ya se encontraban dos iglesias en construcción

En documentos referidos a “Juicio de Residencia” que datan del 1533, en los que se hace alusión a “Nuestra señora” pero no se logra distinguir si refiere a Nuestra Señora María o Nuestra Señora del Valle. Aporta el investigador evidencias sobre el traslado de la imagen de la Virgen al llamado “Valle Charayma. Plantea tres hipótesis: el huracán  del 1541 en virtud de la mudanza del pueblo de Nueva Cádiz, según se reporta en Carta de la Audiencia de S.D. al C.R.I. (27/3/1542) (Morón 1954:154). Una segunda hipótesis que propone otra fecha de la mudanza de la imagen de la Virgen, es atribuida por el historiador según sus hallazgos, en la extinción de las perlas (1538). Condición que obligaba a generar nuevos medios de subsistencia: cultivo, ganadería,  y la organización de la estructura social: alcalde, oficiales, regidores, alguaciles, escribanos. La tercera hipótesis, hace referencia al ataque perpetrado  por corsarios franceses   entre 1643 y  1544.  Granados apoya la opinión de Pardos (1984) al declarar que la migración desde Nueva Cádiz fue un proceso paulatino que se desarrolló durante varios años.

Resulta interesante de la propuesta de ponencia de Hector Granados, la presentación de evidencias por descifrar, que dan cuenta de la constitución del pueblo, del proceso evangelizador, del equipamiento para el oficio del ritual católico, en este sentido, la ponencia abre puerta a nuevos estudios que permitan ahondar en estas interpretaciones para conocer detalles sobre su historia.

Entre sus conclusiones, Granados señala que el atraso en la edificación de los santuarios pudo haber disminuido el proyecto evangelizador, pero no la devoción cristiana. Las potencialidades naturales del Valle Charayma, el traslado de San Pedro Mártir, el huracán de Cubagua y el establecimiento de la Nueva Cádiz de Margarita facilitaron la presencia de Nuestra Señora en el Valle de la Margarita.

En uno de aquellos tres momentos, que provocaron las diferentes mudanzas de los habitantes de Cubagua para la isla de Margarita, se efectuó la traslación de la imagen de Nuestra Señora para el Valle Charayma.   La denominación (forma) Virgen de Valle se adquiere en el verbo de la feligresía margariteña

Escultura Virgen del Valle Monumental

Augusto Acosta

La ponencia presentada por el reconocido escultor Augusto Acosta Rada, se orientó a informar al público asistente, sobre el proyecto de rescate de la obra escultórica “Virgen del Valle Monumental”. Acosta aportó interesantes detalles sobre el proceso de fabricación de la obra, que data de la década de los 60`s, década en la que también falleció su escultor. La exposición de Acosta reveló detalles artísticos sobre la construcción: se trata de una obra constituía por 28 piezas, que forma parte de un proyecto inicial mucho más complejo y ambicioso, orientada a construir la imagen de pie con una altura que habría sido sin dudas, la obra de mayor impacto para esa fecha en la escultura latinoamericana.

Refiere que en el proyecto inicial se logró articular un importante número de empresarios, dispuestos a canalizar esfuerzos para conseguir el presupuesto que permitiera culminar la obra. Sin embargo, Acosta revela que luego de fallecer su escultor y principal promotor, todos estos esfuerzos se vinieron a menos, hasta dejar al descuido la obra física y en el olvido,  el proyecto inicial. Años después, el proyecto solo permitió adelantar “el rostro de la Virgen”, que en palabras del ponente, describe como un rostro de una ternura inconmensurable y una belleza extraordinaria. Su constitución física, fue realizada en materiales y bajo fórmulas escultóricas que facilitan su de ensamblaje, refacción, traslado y remontaje.  A partir del 2104 fue constituida la Fundación Virgen del valle Monumental Esta fundación, en la cual participa activamente el ponente,  se planteó un objetivo racional: siendo que la finalización de la obra según la maqueta original no es viable en las condiciones económicas actuales, la Fundación plantea la reubicación del rostro de la Virgen, el cual reposa en condiciones de abandono, en el área de los baños, detrás de la Basílica de Nuestra señora del Valle. Se plantea su traslado al valle de campo eucarístico, una vez que haya sido refaccionada.

Finaliza su exposición invitando al público a conocer la obra e incorporarse activamente al proyecto social para su rescate. Ofreció a los asistentes su apoyo y compañía en una visita guiada.

 Cuando La Virgen del Valle Se Hizo Poesía. Luis Velásquez

El ponente reseña su propia mirada a la devoción Mariana, desde el arte que le caracteriza, la poesía, y desde allí, comparte con la audiencia palabra, gramática y poesía “de la vida” que, en sus palabras, constituyen el ser. Desde esta gramática no es posible su ausencia. Cada individuo construye su propia gramática en torno a la Virgen del Valle, para enaltecerla, desde su experiencia personal sobre su belleza estética y positiva sobre sus manifestaciones.

La gramática de la vida, según el ponente, ha sido asumida desde la <<mismedad>> de los neoespartanos, que han conformado su propia gramática en su comunicación con la Virgen del Valle. El ponente aporta referencias sobre la llegada de la Virgen del valle a Nueva Cádiz, y las características de intercambio comercial con Europa que había sido referida en ponencias anteriores. Refiere el valor de los documentos de India, que suman indicios sobre la conformación de la fe en estas Islas. Plantea como interrogante la pregunta de muchos feligreses ¿qué artista, artesano, construyó con tanta sutileza, la imagen de la Virgen del Valle? Infiere que no fue elaborada en España. Confiesa su curiosidad por conocer esta información, un propósito quizá ontológico que busca comprender este arte como manifestación del amor, señala.

Con prosas de Andrés Eloy, describe reseñas poéticas referidas por ese autor en torno a  la Virgen del Valle, haciendo honor su belleza, su sentido de pertenencia, su condición peregrina. Cita textos específicos de Jesús Rosas Marcano, que redunda en detalles sobre la vocación mariana y la tradición de fe que implica la Virgen del Valle. Describe en poesía su inocencia y su bondad, expresada en una mirada tierna que la caracteriza. Refiere también sus milagros y la cotidianidad de esa devoción en los hogares por su poder como reina, protectora de la mar. Agrega citas del reconocido Cheguaco sobre las bondades de la Virgen del Valle, hacedora de sueños y de futuro, así concluye su ponencia.

La Virgen Del Valle De Los Guaiqueries.Francys Vásquez

Vásquez Inicia la ponencia manifestando palabras de gratitud por la invitación como ponente. Se presenta como antropóloga y católica practicante de una orden Mariana en el estado Nueva Esparta. Presenta la ruta de su ponencia que iniciaría con algunos aspectos conceptuales de importancia: el sincretismo, elementos del culto a la diosa del mar y a la madre y elementos de apropiación de la imagen de la Virgen por parte de miembros de la etnia Guaiquerí.

Presenta la antropología como ciencia que estudia al ser humano desde todas sus dimensiones, cataloga su carrera profesional como una fuente de ciencia muy valiosa que estudia al ser humano desde su aspecto cultural. Cita algunas definiciones específicas sobre la antropología que, definitivamente, tiene fuertes intereses en la búsqueda de explicaciones sobre la vida. Sus orígenes datan de tiempos de las colonias en el mundo –señala- quienes deseaban conocer otras culturas, sus orígenes y respuestas a preguntas que no podían ser atendidas con facilitad.

Vásquez presenta el método comparativo como herramienta de estudio ideal en la antropología para conocer, a través de la comparación, la cultura. Conocer lo nuevo a partir de lo conocido.

La religión es entonces una perspectiva cultural sobre aquello que no es visible. Es un sistema religioso basado en ritos, mitos y sus dioses respectivos. Tienen carácter ritual y buscan la trascendencia, es decir, buscarle sentido a la vida. Bajo este contexto, la ponencia busca reconocer el proceso histórico y cultural de apropiación de la imagen de advocación mariana de la Virgen del valle, por parte de la cultura Guaiquerí.

La cultura, específicamente la española, tuvo dos formas de evangelización: una era el origen diabólico que atribuía carácter diabólico a las creencias indígenas. En el origen apostólico, se refiere que el indígena en un principio conoció al dios verdadero y su visión sobre lo divino fue modificada con el tiempo. De allí, que la tarea sea la evangelización. Las consecuencias a este proceso: la rebelión y el sincretismo como alternativa para esconder los dioses propios detrás de aquellos propios del proceso evangelizador.

No hay religiones puras, así como tampoco hay razas puras, señala Vásquez. Solo existe el intercambio de mundos interpretativos. Tanto indígenas como miembros de la iglesia católica, cambiaron sus mundos interpretativos. Un ejemplo en el catolicismo fue el Concilio Vaticano segundo. Se trata entonces de un intercambio cultural entre las creencias.

María, la Madre de Dios, fue otra figura importante en la evangelización. Refiere la ponente que las culturas prehistóricas basaban sus creencias en su relación con la naturaleza: cielo, sol, luna, mar, tierra. Los amerindios, eran muy reconocidos los dioses relacionados con la tierra “la madre tierra”

Por otra parte, la poca presencia del hombre en los hogares latinoamericanos, la vida ronda en torno a la madre, aun cuando se cualifique la cultura venezolana como machista, se reconoce desde la antropología, la matrilocalidad. Lo anterior hizo más fácil introducir la figura de la madre, en el proceso evangelizador: la mujer y la madre.

La ponente muestra como ejemplo del sincretismo, detalles de la cultura en torno a la Virgen de Guadalupe. Las culturas autóctonas adoraban a una deidad femenina. Ocurrió entonces un proceso histórico de intercambio, de apropiación, que por similitud de figuras y creencias, generaron la apropiación.  El sincretismo, según los teóricos, acaba reemplazando al primero. A título de la ponente, no lo reemplaza, sino que genera un tercero.

Las culturas historias se manejan en elementos (tierra, sol luna; el mar, el agua y la luna, son asociados con la figura femenina. Se dice que la etnia guaiquerí tenía un mundo simbólico generado a partir del mar, es decir, se deduce que la diosa provenía del mar, que es mujer.

Otro elemento característico del venezolano y el margariteño: la valoración del rol de la mujer. La historia refiere la existencia de cacicas, cuya existencia y poder se justificaba por la ausencia prolongada del hombre por su faena de pesca. Se relaciona entonces la mujer como figura predominante como “Diosa” y como “madre protectora”.

Existen evidencias que permiten reflexionar entonces acerca de un sincretismo de la etnia Guaiquerí en torno a la figura católica. En principio porque coexiste con otras deidades  originales (Chinigua, entre otras) Resultan estos elementos, evidencias de reflejo a la cultura originaria. Los católicos no creen en espíritu, sino en el Dios Trino. Se ofrece también por retribución de los milagros, piedras, perlas y otras ofrendas de procedencia indígena que no suelen observarse en cultos católicos formales, a juicio de la ponente, es un rasgo muy americano.

Otra evidencia indicada por Vásquez, la constituye las denominaciones maternas en torno a la Virgen del Valle, habiendo controversias incluso sobre su nombre. La Virgen del Valle, siendo del pueblo, resulta de una adoración personal. Refiere que Jesús se refería a Dios como “ABA”, una concepción semejante a referir “papi”. A la Virgen se le dan denominaciones maternas que expresan una apropiación de la virgen como imagen materna e imagen de Diosa. El Papa Juan Pablo XX refería que el 20% de los mexicanos son cristianos, pero el 100% son Marianos. Vasquez muestra evidencias de lo expresado, identificando numerosos apodos otorgados a la Virgen del Valle que expresan una identidad autóctona sobre la Virgen del Valle. En la cultura moderna se aprecian rasgos de elementos autóctonos, en la poesía, en el culto, la comida e innumeradas circunstancias que evidencia estos rasgos presentes en la población neoespartana, aún de manera inconsciencia.

Culmina su ponencia mostrando el origen documental de sus citas e invita a profundizar en este estudio.

El Camino Guaiquerí A La Virgen Del Valle. Petra Aguilera

Inicia la ponencia manifestando agradecimiento por la invitación a Verni Salazar, quien forma parte de su círculo de estudios de doctorado. Aplaude la iniciativa de la empresa privada al generar espacios de reflexión en torno a temas de tanta importancia. Destaca su complacencia por haber coincidido con una colega en el estudio del tema que la trae al Foro.

Esta ponencia presenta los avances de un estudio etnográfico que se encuentra en fase de proyecto orientada a interpretar el patrimonio cultural e histórico en torno a la festividad Guaiquerí en honor a la Virgen del Valle. Una interpretación intercultural, implica un debate para analizar y comprender la complejidad que nos define como cultura y que el transitar por la historia la convierte en una mezcolanza. Así inicia su ponencia Aguilera.

La ponencia se inspira en una muestra fotográfica sobre la festividad de la Virgen del valle, sobre la comunidad Guaiquerí que se reconoce como indígena y mariana. El poblado es el sector margariteño que registra la sociedad favorecedora del culto de nuestra Sra. del Valle de los Guaiquerí, que estiman que tiene una data de 103 años, fecha aún no validada por la población Guaiquerí Esta sociedad no tiene cuerpo jurídico pero es respaldad a por la historia.

¿De quién es la Virgen? ¿Quién tiene su custodia? Estas son incógnitas que rigen el estudio de Aguilera. Las cuevas del Piache constituyen un lugar sagrado para los Guaiqueríes. El 9 de septiembre es referido como la fecha de la adoración Guaiquerí a la Virgen del valle. En 2013 se reporta una visita al vaticano sobre la “Virgen Guaiquerí”, en el cual se reporta un video enviado en el que se refiere a la ternura de su mirada.

Sobre los preparativos, Aguilera hace referencia al vestuario para su entronización tanto del día 8 como del 9. Desde su propuesta de investigación Aguilera se plantea describir el afianzamiento Guaiquerí a la Virgen del Valle. Miembros de la comunidad del poblado, hacen referencia a su adoración a la Virgen Guaiquerí, y a su fiesta, como la celebración más importante del año.

Seguidamente Aguilera detalla aspectos sobre la Imagen de la Virgen del Valle  toma referencias de Guillerma Carreño, sobre los vestidos realizados a la Virgen del Valle

Describe algunas actividades en días previos a la fiesta como bendición de los vehículos, los preparativos desde las casas para la devoción desde la condición Guaiquerí, que les acredita, según su juicio,  como “custodios de la Virgen del valle”. El trabajo de aguilera, por su carácter etnográfico, se funde en la cotidianidad del Guaiquerí, inspirado en conversaciones, tal como lo refiere Yaqueline Garatt. Estas antropólogas que hoy realizan este estudio, forman parte de familias de origen Guaiquerí.

Continúa su ponencia dando detalles sobre la fiesta Guaiquerí de adoración a la Virgen. Expresa su compromiso declarado con la población Guaiquerí, de registrar la información de sus vivencias, sus personajes  y su presente, desde una mirada académica. El estudio ha considerado personajes que como la Sra. Fiedrina Suárez, íconos de importante consideración para levantar la información sobre la festividad de la Virgen del Valle. Hace referencia también al dilema: innovación y tradición, destacando que la juventud ciertamente está vinculada afectivamente con sus tradiciones, estima que la festividad de la Virgen Guaiquerí  es un espacio propicio para ello.

Agrupaciones de ritmos y géneros musicales foráneos, también forman parte de la adoración, se incorporan como parte fundamental del sentimiento de adoración y de reinterpretación y también son objeto de estudio de Aguilera. Destaca en su ponencia algunos registros fotográficos de los organizadores de la Festividad, con algunos personajes en particular que participan activamente en la organización de la festividad. Indica que el actual Obispo, Monseñor Fernando castro, refiere que la fe en torno a la Virgen del Valle es convergente y la describe como la más viva devoción a la Virgen del valle que reivindica a los Guaiquerí.

Muestra adicionalmente, imágenes del traslado realizado este año de la Imagen que está en la Explanada, al Poblado. Refiere este hecho como un elemento de unión. Desfiles de niños vestidos con atuendos indígenas fueron parte de la celebración que describe Aguilera. La reflexión sobre lo que ocurre debe hacerse desde un sentido de identidad. Plantea la necesidad referida por el pueblo Guaiquerí de retomar la posibilidad de subir a la cueva del piache, que se ha dificultado por la inseguridad.

Habla de la música, de la participación de agrupaciones escénicas de baile y otras disciplinas que participan en  la festividad. La chimenea que se ubica frente a la Calle Ortega –señala- es encendida cada 9 de septiembre, como señal de que los Guaiqueríes ya vienen. Una señal de mantenimiento de la devoción Guaiquerí a la Virgen del Valle.

Cierra su ponencia manifestando su agradecimiento para con las personas que han formado parte de los informantes claves en la fase inicial de la investigación.  En los próximos pasos de la investigación, se plantea realizar entrevista a mujeres que son reconocidas por la población Guaiquerí como informante de importante consideración.

…………………………………………………………………………………………………..

Actividad de la Cátedra de Identidad, José Joaquín Salazar Franco “Cheguaco” avalada por el vicerrectorado Académico de la Universidad Nacional Abierta dentro del marco del Programa de Desarrollo Cultural y Socioproductivo del subprograma de Extensión Universitaria, y por la Fundación Cheguaco, desarrollada en alianza con las siguientes instituciones:

  1. Centro de Estudio y Difusi{on de la Música Neoespartana (CEDIMN)
  2. Academia de la Historia Regional
  3. Asociación de Cronistas del estado nueva Esparta
  4. Diario sol de Margarita
  5. Universidad Corporativa Sigo-

 

 

 

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s